Cómo hablar claro, directo y relajado

Lion roaring

Scroll this

Estás en una situación social nueva. Te sientes incómodo. Y de repente te encuentras hablando mal, para el cuello de la camisa y soltando chorradas que realmente no quieres decir.

Y sabes que después te fustigarás diciéndote “joer, habrán pensado que eras idiota”.

Tú quieres ser tu mismo. Hablar claro. Directo. Así que este post es para ti.

Seguro que lo expuesto arriba te ha ocurrido en alguna ocasión. Es universal. Por eso, es importante que sepas una cosa: no pasa nada.

Pero cada vez que te ocurre, te vuelves a sentir mal y a castigarte con un “tío, ¿qué pasa contigo?”.

Afortunadamente, eres un tipo listo y lees mejorhombre.com 🙂

Antes de empezar

Te voy a dar dos consejos, dos trucos de pequeño mago ambulante, que pueden parecer una chorrada pero FUNCIONAN.

Por eso, quiero recalcarlo, estos dos trucos de trilero funcionan a conseguir lo que quieres.

¿Qué quieres? Lo que quieres es ser tu mismo, encontrarte cómodo en tus zapatos, expresarte como deseas y no sentir más ansiedad social ante este tipo de situaciones nuevas. Da igual si estás hablando con tu alguien en posición de ‘dominancia’ (un jefe, el macarra mazado del gimnasio, con un oso grizzley, etc), un círculo social nuevo, o cualquier otra situación de las ‘incómodas’.

Tu quieres sentir que tienes tu voz. Que te mantienes fuerte en tus posiciones. Que no tienes miedo a hablar claro. Que no buscas contentar a nadie. Sólo eres tú. Hablando claro y relajado. Y sin miedo.

Así que hay van los dos recursos para ello.

Recurso 1: Usa y comprueba tu lenguaje corporal

Lo diré hasta la saciedad en este blog: la mente y el cuerpo están MUCHO más conectados de lo que puedas creer (ahí está el método Feldenkrais, un método terapeútico básado en la postura y el movimiento corporal).

Así que siempre que estés en este tipo de situaciones, comprueba tu lenguaje corporal. Piensa en Supermán, recto, sacando pecho, hombros atrás y relajado.

Pásate a ti mismo esta checklist de cosas que debes y no debes hacer:

  • La espalda recta y los hombros hacia atrás. Nada de una postura encogida y retraida hacia delante
  • Abierto y ‘vulnerable’. Son las posturas más ‘alfa’, por eso debes echar ligeramente los hombros atrás, y sacar pecho
  • Nunca te cruces de brazos, ni metas las manos del todo en los bolsillos.
  • Sí que te está permitido o bien meter las manos en los bolsillos con el pulgar por fuera (exhibir los pulgares implica dominancia), o meter sólo los pulgares. Ambas ‘poses’ te dará un aspecto ‘redondeado/brazos en jarras’: estás expándiendote y abarcando espacio a tu alrededor. Este espacio es mío. Mi fuego. Mi reino.
  • También puedes adoptar una pose de brazos en jarras. Mismo punto que anterior: refleja dominancia y cierta agresividad
  • Usa y reclama tu entorno. Apóyate. Puedes apoyarte en una columna, en una mesa, recostarte en una silla, apoyar tus brazos y recostarte hacia atrás. Te lo repetiré: tu reino, tu propiedad
  • Sonríe de vez en cuando. ¿Cuál es el aspecto más alfa de un hombre? Su sonrisa
  • Relax. El punto más complicado, pero no olvides repasarlo. ¿Estás relajado? No fuerces los puntos de antes, que sean sutiles. Tu comportamiento y actitud tienen que destilar relax.

Por qué funciona

El que revises tu lenguaje corporal durante tus interacciones sociales tienen varios efectos positivos:

  • El efecto directo de adoptar una buena pose corporal. “La mente sigue al cuerpo”. Si tu cuerpo está relajado y con una postura positiva, tu mente le seguirá
  • Un efecto secundario positivo: te ayuda a estar más present y te saca del ‘diálogo interior’ de mierda con el que te autosaboteas en los momentos complicados
  • Te da poder y seguridad. El tener y ser consciente de este lenguaje corporal te hace sentir poderoso y seguro. Será tu “pose de poder”, tu “sitio seguro”. En plan, “me puedes tirar toda la mierda que quieras, que pasará a través de mi como si nada. Soy un hombre que se mantiene firme sobre sus pies”

Recurso 2: Mira a la gente a los ojos

¿Cómo te haces más duro? Mirándo a la gente a los ojos y diciéndoles la verdad. Es lo más difícil.

Mirar a la gente a los ojos cuando hablas es lo mejor que puedes hacer. Es un gesto de sinceridad y honestidad. Tú no tienes nada que esconder. Eres y cómo eres y está bien.

El bajar o apartar la mirada es un gesto de sumisión. Mirar directamente a los ojos (y aguantar la mirada) indica dominancia.

Ejercicio

Puedes practicar un ejercicio diario de responderte a ti mismo de que color son los ojos de las personas con las que hablas, compañeros de trabajo, el camarero, el dueño de la tienda en la que compras algo… etc. Si no eres capaz de decir de que color eran sus ojos… habrás fallado en tu empeño de desarrollar un contacto visual hacia los ojos poderoso :(. No te preocupes, no pares de practicarlo.

Mirar a los ojos de las personas directamente te enseñará sobre ti mismo y sobre otros

Chicas… ¿quién dijo Chicas?

Por supuesto, a las chicas les gusta también un hombre que les mire directamente a los ojos al hablar.

Y hablar de sus ojos, las miradas… etc. No les digas el cliché de “que ojos tan bonitos tienes”. Usa esto mejor: “Tienes una mirada intensa, ¿se sienten intimidados los chicos cuando hablan contigo”. A partir de ahí puedes seguir una conversación hablando sobre cómo parece que cada vez hay menos gente que mira a los ojos.

No, no me des las gracias a mi. El consejo es del tito Mike

Tu actitud, la clave de todo

Tu actitud es gran parte de lo que eres. De lo que te define como hombre. Y de lo que te puede hacer cambiar tu punto de vista de lo que “crees” que es un problema.

Para cualquier reto, desafío, o aspecto que quieras mejorar en tu vida, hay una perspectiva que te hará progresar y disfrutar del desafío:

Tomátelo como un juego

Así de simple. No sientas ansiedad en situaciones complicadas. Sonríe. Relájate. Disfruta el desafío. Ese pequeño miedo a lo desconocido. Piensa en los recursos que aquí te he dado y juega a hacerlo mejor.

Siente como tu postura corporal se va pareciendo a James Bond, cómo estás cambiando y mirando a la gente a los ojos directamente. Te mantienes firme. Recto. Abierto. Sonríes. Y sientes que, bajo tus pies, quemas el suelo con tu intensidad.

No busques la perfección

La perfección no existe y buscarla es contraintuitiva. No necesitas soltar frases perfectas o brillantes. Una sonrisa y el estar relajado dirán mucho más de ti que la frase más ingeniosa que puedas encontrar.

No te machaques

Te contaré algo personal. De adolescente tartamudeaba en ocasiones (igual que Bruce Willis, por cierto). Sobre todo al leer.

Ahora ya no me ocurre, salvo en momentos ocasionales, en los que a veces me atasco algo con las palabras. Pero una cosa ha cambiado en mi actitud, ya no me machaco. Está bien como está.

A veces hablaré bien y otra no tan bien. A veces tendré comentarios ingeniosos y otras no. Eso no cambia nada sobre lo jodidamente genial y auténtico que soy, ni de lo bien que se me da narrar historias/batallitas/anécdotas.

Como tampoco cambia nada sobre lo jodidamente genial e inteligente que eres tú. Por eso lees mi blog : )

Así que rockandrolea.
Sonríe.
Disfruta.
Y mira a esca chica a los ojos, suéltale la frase de ahí arriba y más tarde… llévala a tu casa y hazle pensar que no hay ningún otro tipo como tú.

Tu Metamorfosis Empieza Hoy

Suscríbete para recibir los mejores posts de motivación, estilo de vida y mejora personal.

BONUS: Ebook "El Secreto que conozco sobre ti"

(y 5 pasos para comenzar tu transformación en héroe)
ES HORA DE PONERME SERIO

¿TE HA GUSTADO?

Puntúame abajo para distinguir los posts mierdas de los épicos 🙂

Sólo con tu ayuda puedo mejorar.
Mil gracias, de verdad

Puntuación media: 9.5   (4 votos)
ENVIAR PUNTUACIÓN

Dejar un comentario

Tu vida es tu propia película.

Escapa de la Mediocridad





Suscríbete para recibir los mejores artículos sobre motivación y estilo de vida



Y llévate GRATIS el eBook:

EL SECRETO QUE CONOZCO DE TI
  5 Pasos para tu transformación en Héroe 
Sí, quiero empezar a patear culos
No, prefiero seguir quejándome

Tu Metamorfosis Empieza Hoy

Suscríbete para recibir los mejores posts de motivación, estilo de vida y mejora personal.

BONUS: Ebook "El Secreto que conozco sobre ti"

(y 5 pasos para comenzar tu transformación en héroe)
ES HORA DE PONERME SERIO